¿Cómo proceder si sospechas de que tu hijo padece anorexia o bulimia?

26.12.2016

Estos trastornos, llevados a un extremo, presentan graves repercusiones y en determinados casos se cronifican

Afraid of eating

 

Los trastornos de alimentación en las y los jóvenes en la actualidad se han convertido en un auténtico “boom”. Hoy en día aparecen muchas noticias e información, en los medios de comunicación sobre la anorexia y la bulimia nerviosa, y esto responde a que en el momento actual los trastornos del comportamiento alimentario, la bulimia, en particular, están aumentando alarmantemente. Las estadísticas arrojan datos escalofriantes: se estima que una de cada 100 adolescentes padecen anorexia nerviosa y 4 de cada 100 tienen bulimia nerviosa.

Los especialistas aseguran que una de las causas principales de este fenómeno es porque los niños y jóvenes quieren seguir estereotipos de la imagen corporal que los medios visuales difunden y a los cuales son más susceptibles, esto los lleva obsesiones por querer bajar de peso que pueden terminar en anorexia y bulimia.

Especialistas de la fundación de Atención Psicológica de Trastornos de la Alimentación (APTA), explican que las estadísticas que actualmente existen no son tan exactas debido a que ambas enfermedades son difíciles de detectar y que por lo tanto los números pueden variar.

Sin embargo, existen ciertas conductas que pueden generar alarma a los padres, por ejemplo, cuando los hijos empiezan a poner pretextos para comer menos o para no comer en familia; se queja constantemente de su figura, a pesar de que es delgado, quiere bajar más de peso; e incluso cuidan el tipo de comida que van a consumir.

Ante estos signos, los especialistas recomiendan:

Habla con tus hijos y explícale de forma comprensiva las actitudes que has notado, es importante hacerle entender que la situación les preocupa y que desean darle todo su apoyo, pero sin acosarla u obligarla a confesar.

– Las personas suelen reaccionar de forma positiva al sugerir opciones, así que dale la opción de buscar ayuda profesional y más información sobre estos trastornos.

– Infórmate, este es el primer paso para saber si tu ser querido padece anorexia o bulimia. Lee e investiga todo lo que puedas acerca del tema y acércate a médicos u organizaciones especializadas para saber cómo puedes y debes ayudarla.

No intentes manipular con sobornos, recompensas, castigos o culpabilidad; ninguno de estos métodos funcionará. Corroboro

Ayuda a subir su autoestima, recalca sus cualidades y hazle ver que no todo lo que importa es la apariencia. Evita hacer comentarios relacionados con la imagen o peso, y evita las comparaciones.

Finalmente los especialistas de Fundación APTA aseguran que no podemos frenar los bombardeos mediáticos, pero es posible analizar la información estética que nos rodea para que entiendan cuál es la figura ideal; así como fomentar una cultura de salud.

Comentarios